inteligencia emocional La inteligencia emocional es la capacidad para reconocer sentimientos propios y ajenos, y la habilidad para manejarlos.

Hasta los 2 años la plasticidad del cerebro del niño le da la oportunidad de construir los circuitos neuronales que determinarán su temperamento natural y su forma de afrontar las diferentes situaciones que se le presenten a lo largo de su vida, por ello, es necesario rodearlos de experiencias que ayuden a desarrollar su inteligencia intrapersonal e interpersonal a través de actividades lúdicas orientadas a desarrollar y fortalecer sus habilidades emocionales. Para eso requieren conocerse ellos mismos, gustarse, quererse, respetarse protegerse para salir al mundo seguros.